OSTEOPATÍA Y LAS MIGRAÑAS. EN OSTEOPATÍA ALICANTE

 

 

 

 

 

 

OSTEOPATÍA Y LAS MIGRAÑAS. EN OSTEOPATÍA ALICANTE

 

La migraña es definida como un fuerte dolor de cabeza periódico, pulsátil y hemicránea (que afecta un lado de la cabeza) destacándose como principal zona afectada la frontotemporal sea derecha o izquierda, algunas veces ambas.
No respeta edades, sin embargo es más común en la niñez, la juventud, en el adulto joven; se encuentra como un padecimiento de todas las razas y predomina ligeramente mas en mujeres que en hombres, asociándose al síndrome de tensión premenstrual (cambios físicos y psíquicos antes de la menstruación) sumándose la retensión de líquido en todo el organismo.
Muchas áreas de la medicina están interesadas en el estudio de la migraña, en primer lugar por la incidencia a nivel mundial, 11 de cada 100pacientes padecen cefalalgias (dolor de cabeza) de tipo migrañoso y demandan una atención farmacológica y clínica, pues una vez instalado el cuadro, muchos pacientes quedan en una incapacidad temporal y toda su vida productiva prácticamente entra en receso.
No es extraño ver la publicidad que a nivel de los medios realiza la industria farmacéutica ofreciendo medicamentos de una acción más profunda e inhibitoria del dolor de cabeza.
Clásicamente son los neurólogos, los neurofisiólogos y los médicos internistas los que han ido marcando las pautas en el estudio y tratamiento de las migrañas.
En la actualidad, con el crecimiento de las medicinas paralelas, o también llamadas alternativas, se han ido generando otros enfoques que, respetando la fisiopatología de la enfermedad, consideran diversos elementos disparadores de las crisis migrañosas tales como el stress, los bloqueos biomecánicos cráneo cervicales que condicionan una alteración en la tensión de las arterias craneales y extra craneales, y situaciones somato-emocionales que hacen de este padecimiento una forma muy personal y particular de decir con el lenguaje del cuerpo : “ya no aguanto mas, estoy estallando”.
Algunas causas desencadenantes de la migraña son: Reacciones alérgicas, luces brillantes, ruidos altos y ciertos olores o perfumes, estrés físico o emocional , cambios en los patrones del sueño, habito de fumar o exposición al humo del tabaco, saltarse las comidas, alcohol o exceso de cafeína, fluctuaciones en los ciclos menstruales, alimentos que contengan tiramina( pescado ahumado, vino rojo, queso añejo), nitratos (tocinos, salami, hot dog, chocolates, mantequilla de maní, frutas cítricas, aguacate, cebollas, encurtidos.
Es importante destacar la elevación de sustancias como la dopamina, noradrenalina e histamina que se encuentran incrementadas durante los ataques de migraña, generando cambios fisiológicos que hacen explicable la cascada de síntomas que acompañan al padecimiento.
La osteopatía, por ejemplo, tiene mucho que decir a este respecto, pues el Dr. Andrew Tyller Still formuló con tal precisión el principio de “La ley de la arteria es soberana” ( la sangre transporta el oxigeno, los nutrientes y sustancias necesarias para que los tejidos realicen bien su trabajo, si esto sucede adecuadamente no puede existir condición de enfermedad) y “la estructura determina la función” ( una estructura que esta relacionada armoniosamente en sus ejes de movilidad consigo misma y con las que establece funciones de trabajo, si está libre, realiza funciones adecuadas a su condición y naturaleza, por consiguiente no genera enfermedad);
con estos dos postulados podríamos complementar el sinnúmero de investigaciones que se realizar para tratar de “explicar científicamente” lo que pasa durante una crisis de migraña. En realidad los síntomas son una respuesta a las anomalías combinadas de dos principios alterados en una estructura claramente precisada y estudiada como es el cráneo (los dos principios enunciados anteriormente).
Debe entenderse que cada caso es en si mismo un motivo de estudio, pues la osteopatía no generaliza los tratamientos, los individualiza, es obvio que la fisiopatología es muy semejante para cada paciente, pero la manera como cada estructura y función se alteran es muy individual. Los protocolos de tratamiento pueden ser parecidos pero nunca iguales, tienen una pincelada que los hace unicos, así por ejemplo como cuando decimos que todas las llaves de un modelo de coche con una marca especifica se parecen pero no son iguales, existe una pequeña diferencia que nos garantiza que otros que tienen ese mismo modelo de carro no vendrán a robarse el nuestro.

Las migrañas pueden ser clasificadas como:
a. Con aura
b. Sin aura
c. Migraña mixta tensional
Para fines de estudio se consideran dos tipos de migrañas:
a. Neurológica o clásica
b. La común
La migraña neurológica o clásica es aquella donde los pacientes llegan refiriéndonos síntomas de alteraciones neurológicas como destellos visuales, o manchas parciales como que les cubren el campo visual (escotomas) alteraciones sensoriales predominantes de un lado corporal, dificultad para expresarse en forma hablada o escrita sin que haya lesión de los centros cerebrales (trastornos afásicos) y una ligera o parcial parálisis de una mitad del cuerpo (hemiparesia). Puede duran un cuarto de hora hasta uno o dos días, acompañándose de nausea y a veces, por la intensidad, con vómito. Los pacientes refieren el dolor como pulsátil (como el latido que percibimos sobre la arteria cuando tomamos el pulso), va y viene sin menguar tregua, algunas personas llegan incluso a tal alteración del campo visual que experimentan un estado como de ceguera completa, seguido de una neuralgia general que se experimenta céfalo caudalmente (de cabeza a pies), al final de 10 a 15 minutos lo que va quedando es el fuerte dolor de cabeza unilateral, permitiéndonos comprender que lado cerebral es el que se ve afectado.
Algunos pacientes presienten que se les aproxima un ataque de migraña (aura) el cual muchas veces se acompaña de un súbito exceso de energía, mucho deseo de alimentos dulces o chocolotes o simplemente sueño.
El clínico que reconoce bien las manifestaciones de esta enfermedad esta obligado a establecer un diagnostico diferencial que descarte por ejemplo, una irritación de las meninges, una arteritis temporal, un tumor cerebral, cefalalgias por tensión nerviosa, o aquellas donde existe una alteración de la histamina o simplemente se esta presentando datos de un aneurisma cerebral.

La migraña común se caracteriza por su aparición brusca, acompañada de nausea y vomito, afectando principalmente la zona temporal; en ésta hay ausencia de síntomas neurológicos y es claro que existe un factor genético condicionante, pues varios miembros de la familia la llegan a presentar.
El dolor tiene como principal característica ser pulsátil, sordo, o una mezcla de ambos, se acentúa más en forma unilateral en un ojo u oído para luego diseminarse. Se presenta después de levantarse en la mañana o durante el transcurso del día, dura horas o incluso hasta 48 horas, disminuye durante el embarazo y la edad adulta.
La explicación fisiológica de la migraña hasta la década de los ochenta partía del estudio vascular, del vaso espasmo a nivel arterial; en la actualidad se piensa que mas bien que la alteración se da en el cerebro mismo usando varias de sus propias vías nerviosas y químicas . es un proceso dentro del cerebro proyectado a la periferia.
Las causas precisas para integrar este rompecabezas aun no están del todo precisadas, pero se conoce mas o menos bien la manifestación sintomática, así que cualquier apoyo que se brinde al paciente evita la presentación en cascada de los síntomas y mitiga en mucho el dolor .
Para el osteopata la migraña enmarcada en el contexto científico es aceptada en su definición y explicación fisiopatologica, sin embargo, sabemos que nuestro fundador Dr. Andrews Taylor still formulo “la ley de la arteria es soberana” y estableció además otro principio “la estructura determina la función”, de donde podemos inferir que si está implicado un factor de orden circulatorio debe tener también implicación y relación estrecha con un fenómeno mecánico y nervioso.
Trastornos del posicionamiento de las vértebras cervicales, lesiones sinusales y alteraciones en la tensión de la articulación esfenobasilar dan cefalalgias que deben ser diferenciadas de un cuadro migrañoso. Se requiere ser agudo en la exploración manual y en la escucha osteopatica para lograr distinguirlas. En el caso de que el origen sea anatómico, es decir que se halle una alteración en algún componente óseo o en los ejes de su movilidad, el thrus (maniobra sobre un punto especifico, básicamente articular) resolverá en instantes el conflicto y la restauración se apreciara en la respuesta simpático tónica que se dejara sentir inmediatamente: sudoración, pilo erección, desaparición del dolor, etc.
Lo que a continuación vamos a comentar querido lector requiere criterio y es necesario abrirse a conceptos nuevos para poder entender los horizontes actuales. Imaginate al cerebro como un organo que por estar vivo necesita moverse, claro no el sentido que lo hace una mano, un ojo, etc, pero como tejido vivo necesita moverse; el craneo es el contenedor y protector, el cerebro es el contenido y lo que se mueve. Las suturas craneales tienen forma de dientes de serrucho y permiten que un hueso se “articule” con otros y se de una especie de movilidad muy particular. Esto ultimo es muy claro en un bebe que esta pasando por el canal del parto, se sabe que los huesos craneales tienen un comportamiento unico y se “imbrican” para poder hacer los diferentes movimientos que llevan al nacimiento. Si esto de da en el principio podriamos inferir que se da durante todo el proceso de crecimiento y desarrollo y se detendra al final, con la muerte.
Por consiguiente, cuando el osteopata facilita la movilidad de las suturas craneales, libera las tensiones craneo cervicales y permite el libre flujo del liquido cefalorraquideo y la expresión libre y sin obstáculos de dichas estructuras oseas lo que genera es el trabajo armonico de venas, arterias y ligamentos a nivel craneo cervical y porque no decirlo a nivel cráneosacral. Entonces, el tratamiento osteopatico es realidad es un profilactico (preventivo) y efectivo metodo que usado en forma sistematica llega a ser correctivo de la cefalalgia activa. Tambien es un tratamiento eficaz para el estado agudo de la presentación y un metodo auxiliar muy eficaz cuando el paciente lleva mucho tiempo de tomar medicamentos. En este ultimo caso se aconseja trabajar en estrecha comunión con el medico tratante lo que le brindara al paciente en poco tiempo mejores resultados.

 

 

 

 

 

 

DE:

Centro Osteopatico Vida Osteopata

Written by

Ningún Comentario Aún.

Deje un Comentario

Mensaje