Dolor de cabeza

El dolor de cabeza tiene diferentes causas. Puede deberse a enfermedades infantiles y a resfriados, se puede originar por estrés o por sobreesfuerzos, o bien puede indicar malas posturas, o ser consecuencias de choques o golpes en la cabeza.

Cuando el dolor de cabeza reaparece sin un motivo aparente, es aconsejable visitar a un osteópata, quien puede buscar las causas que lo producen. Por ejemplo, puede radicar en una caída o en una enfermedad sufridas hace ya mucho tiempo. Los conflictos psíquicos pueden desencadenar también dolores de cabeza. El osteópata trabaja entonces con técnicas que tienen un efecto de estabilizador emocional, propiciando su tranquilidad en el enfrentamiento con la situación o, mediante el aumento de su vitalidad, evitando una causada sensibilidad al efecto de los esfuerzos. Existen tantos tratamientos osteopáticos como posibles causas de dolores de cabeza.